cocinas rusticas
Hoy en día, el atractivo principal de las habitaciones de cocina se inspira en el papel de la cocina rústica. Lo añejo nos traslada a un clima de paz, tranquilidad y relajación, ingrediente fundamental para la elaboración de alimentos. Cocinar es una tarea que demanda dedicación, y sobre todo, que pone al descubierto el cariño de la persona que prepara los alimentos. La cocina rústica ofrece un clima ideal para ello.

Para diseñar una cocina rustica se debe optar por materiales que se hallan realizado de manera natural. Se puede usar: mesada de mármol, aberturas de madera natural, así como mobiliarios restaurados: mesas con cajones, casillas y armarios de madera, etc.

Generalmente los muebles que se utilizan en este tipo de cocinas son de madera, el suelo varía de acuerdo al diseño, puede ser de barro, piedra o ladrillo. Las paredes suelen estar revestidas de madera, pero pueden ser remplazadas con otros materiales y decoradas con vinilos de diseños rústicos. Las artesanías y las celosías son una opción para completar el ambiente.